De la flor oscura vienes, Coyote hambriento, de la flor oscura

y del lago que emanaba sal y luego llanto extraño y niebla gris.

 

En ese lago que ahora es casi nada (ahora, cuando eres barro seco y cal forjada)

yo te nombro y recuerdo que de la flor oscura vienes y de la rivera que emanaba sal,

de esa que es vestigio de tu huella, testimonio de tu paso casi extinto.

Y te veo en lo alto, imponente como jarilla que crece en los peñascos.

Te veo allí, estirando tu mano fuerte hasta tocar el ombligo de la luna

con tu dedo largo como el horizonte que dominas.

Con los frutos del nopal construiste los castillos

que le hicieron sombra a los hombres provenientes del oriente;

hombres que sin conocerte también tuvieron miedo de tus ojos

y corrieron ante el eco impotente de tu aullido

que subía de vez en vez de la orilla de los lagos.

Vimos las flores marchitarse, entonces las nombraste

y florecieron de nuevo los jardines.

Algunas veces lloramos hasta que el llanto se hizo silencio,

entonces alzaste tu voz y nosotros volvimos al canto.

No fuimos nosotros para siempre.

Nos deshicimos como el plumaje del quetzal que se desgarra.

Estuvimos sólo un poco aquí, pero tú no. Tu nombre aún lo escriben las serpientes

en el valle.

Tu rostro aún lo dibujan las aves en el aire.

No brotaste en vano sobre la tierra, Coyote hambriento, no viniste en vano;

no pisaste en vano este rincón donde nace el aliento del jaguar.

El amor, si acaso, me alcanzó para terminar este poema.

A ti te alcanzó para mucho más:

para amar el canto del zenzontle

para amar el color del jade

para amar al hombre mismo.

 


Omar Garzón Pinto (Bogotá, Colombia) Sus poemas han sido publicados en páginas de Internet y revistas especializadas de Argentina, Chile, Colombia, Costa Rica, Cuba, España, México, Nicaragua y Venezuela. Ha presentado su obra en festivales culturales, literarios y académicos de su país. Entre los años 2011 y 2012 se desempeñó como tallerista literario de la Fundación Andrés Barbosa Vivas y también ha trabajado como profesor de Geografía en la capital colombiana. Forma parte del consejo editorial de la naciente revista La Cosa Literaria. Es autor de los libros Faro desnudo, editado por la Liga Latinoamericana de Artistas (Bogotá, 2011), y Flores para un ocaso, del mismo colectivo editorial (Bogotá, 2013). Dirige el blog: farodesnudo.blogspot.com

Anuncios